google-site-verification: google77f5fad91e8f4e96.html
 
Fuentes y filosofía/
Shabat

La jalá 

La jalá – Costumbre y significados
 

La jalá es un pan blanco especial para Shabat y festividades. Es probable que la costumbre de la jalá en la mesa sabática tenga su origen en las jalot (plural de jalá) prescriptas en el Santuario (Levítico, 24:5-9), que se acostumbraban en el Templo de Jerusalén. La fuente del nombre jalá se remonta al precepto de tomar la jalá: el precepto de apartar de la masa un donativo para el cohen (sacerdote). Dado que se acostumbraba los viernes preparar pan para Shabat y para toda la semana, el pan de Shabat es llamado: jalá.

 

Las jalot de Shabat se denominan "pan secundario" (dos hogazas de pan) en recordación de la doble porción de maná que el Creador hacía descender los viernes para los Hijos de Israel en el desierto, para que no tengan que recoger maná en Shabat y así profanarlo (Éxodo 16). Hay quienes acostumbran trenzar la jalá de Shabat en una trenza de siete partes como símbolo de los siete días de la semana o del séptimo día. Hay quienes trenzan la jalá en tres partes, y hay quienes la hacen con dos, como símbolo de las dos prescripciones de Shabat: "Guardarás el día de Shabat para santificarlo", y "Recordarás el día de Shabat para santificarlo".

 

La jalá es cubierta con una mantilla especial, mayormente bordada y ornamentada.

 

Se dice la bendición: "Bendito eres Tú, Adonai, Dios nuestro, Rey del Universo, que extrae el pan de la tierra", y luego se corta una porción con la mano y se reparte un pedazo con sal a cada participante en la cena. Es un precepto el comer en la cena sabática un trozo de pan, aunque sea muy pequeño. En el simbolismo de la jalá de Shabat se pone de manifiesto la Creación y la abundancia que hay en ella, así como la fusión del ser humano con la naturaleza, generando su propio alimento.

More >